Las ideas, como las pulgas, saltan de un hombre a otro. Pero no pican a todo el mundo.

JERZY LEC, Stanislaw